lunes, 12 de marzo de 2012

Alas.

Uno las manos.
Las sostengo como tendidas del aire
Formando una simetría imperfecta,
Porque siempre me gana lo precario.
Entonces las líneas por poco no se continúan.
Pero juntando un poco más,
Esa fuerza, la tensión de la entrega
Improvisa un hueco tibio, sabés,
Donde dormirán impolutas
Tus alas,
Próximas a ganarle al cielo
En la ascendente marcha cadenciosa.
Pero al final ese cielo es vos conmigo.
Entonces qué gano, decíme.
El guardar silencioso de tu paso
De tu presencia como lo más efímero.
Si llega la hora y de repente te vas
Por tanto conservo tus alas como un boleto,
Un pagaré, una inconstancia.
Y no me sirve si te las sujeto a la espalda
Conciente de esa infamia hermosa.
Y en la garganta de a poco, se encierra el dolor
Hasta la próxima vez que me arranques de raíz el amor
Y te cuide las alas, y te sienta conmigo
Y te devuelva del miedo, por un momento al menos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario